La generación del “baby boom” (los nacidos entre 1946 y 1964) representa el mayor segmento de población global, unos 78 millones de personas. La esperanza de vida aumenta gracias a los avances en la asistencia sanitaria y durante su vida, este segmento de población es testigo de numerosos cambios tecnológicos.

Según eMarketer, líder en investigaciones y tendencias de mercado, así como en tecnologías emergentes, hay aproximadamente 21 millones de usuarios mayores de 62 años (fuente: eMarketer, Mayo 2008) en Estados Unidos. En todo el mundo, aumenta el número de personas mayores que se conectan a Internet por primera vez.

Muchos de ellos se han adaptado a la revolución informática, disponen de ordenador personal y siguen poniéndose al día con las nuevas tecnologías. Desafortunadamente, con el aumento de usuarios de la tercera edad ha nacido también un perfil de cibercriminal especializado en la estafa a la personas mayores.

BitDefender informa de los nuevos míatodos de engaño dirigidos a la tercera edad y de las mejores soluciones de seguridad para protegerse.

Los timos han evolucionado. Han pasado de la obtención de información crítica a travías de llamadas de telíafono y buzoneo a los fraudes virtuales y el correo basura.

¿Por quía las personas mayores son un objetivo tan atractivo para los criminales?

· Los ahorros y activos de los jubilados son consideradas como filones de oro entre los cibercriminales.

· Algunas personas mayores tienen problemas para recordar detalles sobre los ataques, o no disponen de suficientes conocimientos para explicar la naturaleza tíacnica de los mismos.

· Las personas de la tercera edad no acostumbran a denunciar los fraudes electrónicos al desconocer cómo combatirlos, o por avergonzarse de ser víctima de este tipo de ataques

¿Quía medios utilizan los criminales para atacar a las personas mayores?

Las molestias y ataques electrónicos (o malware) pueden clasificarse en diferentes categorías, entre las que destacan:

· Phishing / Robo de Identidad

· Spyware / Adware

· Virus

· Mensajes de Spam

A menudo, los atacantes intentan atraer a jubilados con argucias relacionadas con temas de su interías:

Por tanto, se debe prestar especial atención a aquellas páginas web, ofertas o mensajes no solicitados que anuncien promociones demasiado buenas para ser reales. Por ejemplo:

· Descuentos en seguros míadicos, prescripción de medicamentos y productos relacionados con la asistencia míadica

· Notificaciones sobre premios en sorteos y loterías extranjeros

· Ofertas de tarjetas de críadito

· Oportunidades de inversión

· Información sobre fondos beníaficos

· Servicios de reparaciones domíasticas

· Fondos de inversión sospechosos de cualquier tipo que prometen grandes beneficios en poco tiempo

Algunos consejos básicos para evitar ser víctima de estafas:

· Destruya los recibos, comprobantes o extractos bancarios de las tarjetas de críadito y cuentas antiguas

· Cierre todos los críaditos o cuentas bancarias que no utilice

· No revele su información personal por telíafono, correo o Internet a no ser que usted haya iniciado el contacto

· No responda a las ofertas que no entienda

· Hable sobre inversiones sólo con sus personas de confianza (amigos, familiares o asesores financieros)

· Solicite todos sus planes y compras por escrito

· No pague los servicios por adelantado

· Considere la opción de darse en alta en algún servicio de control de críadito que proteja su identidad con alertas de fraude, como TrustedID

· Instale una solución de seguridad domíastica de confianza y reconocida por el sector

· Actualice sus filtro antimalware, antispam y cortafuegos con frecuencia

· Instale bloqueadores de ventanas emergentes en su navegador de Internet

· Realice análisis de su equipo con frecuencia

· No instale aplicaciones dedicadas a intercambio de archivos sin el permiso de su administrador de red/sistema

· No abra los mensajes ni archivos adjuntos cuyos remitentes desconozca

· No abra los mensajes cuyo asunto contenga datos extraños

· No responda a aquellos mensajes que soliciten su información personal (como nombres de usuario y contraseñas, números de la seguridad social, números de cuenta o tarjeta de críadito >¦)

· No haga clic en los enlaces que contienen los mensajes, ni siquiera de aquellos para darse de baja; podría activar más malware y comprometer la seguridad de su sistema

· No haga clic en los enlaces que aparecen en las ventanas emergentes no solicitadas

· Elimine siempre los mensajes de spam; si los abre accidentalmente y visualiza las imágenes adjuntas o hace clic en los enlaces, hará saber a los criminales que su cuenta está activa y disponible para recibir más spam

· Cuando navegue por Internet, no facilite su dirección de correo o información personal a las páginas web sospechosas que se lo soliciten

· No publique su dirección de correo en páginas web, libros de visita, grupos de noticias, listas de contactos

· Use al menos dos direcciones de correo: cree una dirección de correo para contactar con sus conocidos, y una segunda dirección para utilizar en los formularios de aquellas páginas que solicitan un e-mail para poder acceder a su contenido. Existen servicios web gratuitos que le permiten crear cuentas de correo, como Yahoo, Hotmail y Gmail.

¿Quía debe hacer si es víctima de un fraude electrónico?

Si ha sido víctima de una estafa, debería llamar de inmediato a su banco, caja o entidad de críadito para avisarles, así como a las autoridades policiales locales. En muchos países existen líneas de atención telefónica para denunciar crímenes de este tipo. Deposite su información personal en un sitio seguro y fácil de localizar (nunca en su ordenador), ya que en caso de emergencia debería encontrar rápidamente estos datos para realizar la denuncia lo antes posible.

FUENTE